viernes, 6 de agosto de 2010

La desesperación de los rancios conservadores





Nota del Diario "La Nación" del día 30 de julio:

"Una picante noche en la alcoba de Olivos", por Carlos Reymundo Roberts


Como toda fuente se cita a un "confidente" de Nestor Kirchner, y a partir de eso se escriben en esta sorprendente nota, líneas desopilantes como las siguientes:


"Ella: -¿Querés que te recuerde, amorcito, todas las que me debés? Empecemos por el campo...


El: -Gracias por recordármelo: eso se lo debemos a tu gran ministro de Economía. ¿Cómo se llamaba aquel muchacho de rulitos despeinados? ¿Lousteau? Dejé que lo eligieras vos y mirá lo que hizo.


Ella: -¿Lo que hizo? Lo que hizo fue pensar en algo que sonara razonable: vos directamente querías triplicar las retenciones porque te habías gastado toda la guita."


O...


"...el cruce por momentos se tornó brutal. "Fue tu maniobra más torpe (Cobos). ¡El peor error de tu carrera, y el que más me perjudicó!", gritó ella. "Puede ser -concedió él-. Pero cuando yo era presidente se me quiso rebelar Scioli y le pegué tanto que a los dos días lo tuve de rodillas pidiendo perdón."


¿Esto es periodismo? No. Es una basura increible, una verguenza absoluta. Una ficción tan mal armada, que no supera el mas mínimo análisis.


Las formas de denigrar a la Presidenta Cristina y a Nestor Kirchner no tienen límites. Todas las encuestas muestran que el único candidato con posibilidades de ganar las elecciones del 2011 en la primera vuelta es Nestor, y estos rancios conservadores se desesperan ante la situación, no me cabe otra explicación de tamaña verguenza gráfica.


Las familias patricias argentinas, que se quedaron con las tierras de nuestro país a costa de la vida de los nativos, y que son las mismas que hoy se siguen quejando de las retenciones, solo porque les molesta que el Estado les saque un mínimo porcentaje de sus multimillonarias ganancias, se regodea con estas manipulaciones de la información.


Pero lo peor es que el famoso medio pelo argentino, con el cerebro lavado por los medios monopólicos, cree cualquier fantasía como la de esta "nota" ciegamente.


Se pretenden apolíticos, y apoyan a la derecha que les va a joder la vida a ellos mismos. No entienden que no todo en la vida es ver a Tinelli e irse de viaje un fin de semana largo. O ponerse la última ropa de moda, o quejarse por la "inseguridad" de que alguien en la desesperación de que le hayan robado el futuro salga a jugarse el todo por el todo, si total ya está perdido.


La famosa "gente" de la que hablan los monopolios mediáticos son ellos. Y el pueblo, que es el que queda afuera de su visión unidimensional del mundo, es la mayoría.


Esa mayoría es la que entiende que una medida como la Asignación Universal por hijo es la medida económica mas revolucionaria de un Gobierno en mucho tiempo. Saben que la ley de medios los va a dejar decir lo que quieran, su propia verdad y no la que medios como este vergonzoso diario inventan. Ven los nuevos jubilados, ven los aumentos de sueldo y las
reuniones de supuestos políticos con los garcas históricos del campo, que nunca en su historia pensaron en el pueblo. Ven estas notas y entienden por donde pasa la verdad y por donde pasa la mentira.


Entonces, no tendría que haber sorpresa cuando las últimas encuestas muestran un crecimiento de la imágen positiva del Gobierno Nacional.


Si todas las propuestas para enfrentar los logros de estos últimos 7 años son los rejuntes de vendepatrias como el de la Rural, o el de la casa de Magneto o la caricatura que escribe el impresentable de Carlos Reymundo Roberts en el Diario "La Nación", agradezcamos la incapacidad de esta gente, y festejemos por adelantado, que el 2011 es nuestro.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada